Startups y su transformación en el diseño de oficinas - MEPAL
Por: Mepal

Cómo el diseño de las oficinas de las startups transformó los espacios de trabajo.

28 enero, 2019

diseño de oficinas
Espacios de trabajo

Mucho se habla acerca de la innovación y de los diseños inspiradores de las oficinas de las que alguna vez fueron startups. No es extraño nombrar empresas como Facebook, Google o Amazon como ejemplos de las mejores oficinas del mundo. Sin duda, estas marcas rediseñaron los espacios de trabajo y transformaron para siempre el diseño de las oficinas del resto de las empresas.

 

En este artículo veremos cómo los espacios de trabajo y la visión de diseño de interiores de las ahora grandes empresas de tecnología cambiaron no solo las oficinas sino también la relación de los colaboradores con sus espacios de trabajo.

 

Siéntete como en casa: un espacio de trabajo del que no te quieras ir jamás.

 

Probablemente esa sea la idea más clara que estas compañías llevaron a sus espacios de trabajo y que ahora es el común denominador de las oficinas en el mundo: espacios de trabajo vistos como una extensión de la vida personal del empleado.

 

Una de las principales influencias en el diseño de los espacios de trabajo de las startups han sido los millennials, quienes son también los creadores de grandes empresas tecnológicas.

 

Esto es destacable, pues según el estudio realizado por Universum Global, en 2020 los millennials serán el 50% de los trabajadores, y en 2025 serán el 75%. El mismo estudio señala que en los próximos cuatro años todas las oficinas deberían estar diseñadas para esta generación.

 

Para la arquitecta argentina Mariana Tambussi, director facility manager de CBRE, las oficinas han cambiado vertiginosamente en los últimos veinte años. Para Tambussi estos cambios han ocurrido en paralelo con las transformaciones culturales y estratégicas de las empresas, gracias a habilitadores como la tecnología y el relevo generacional.

 

Como consecuencia de estos cambios, llegó la transformación de las jerarquías en las compañías: el modelo tradicional que privilegia la jerarquía prácticamente desapareció. Asimismo, la lucha por la ventana y los metros cuadrados como símbolos de poder ya no existe; ahora las oficinas son abiertas, con múltiples áreas de trabajo para los diferentes momentos y actividades del día. Y la llamada home office, preferida por muchos millennials, ha sido sustituida por espacios de trabajo que se convirtieron en su nuevo hogar. Un ejemplo son las oficinas de Twitter, con sus cojines con la frase bordada Home Tweet Home.

 

Otra de las empresas que ha llevado el concepto de home office a sus espacios es Pinterest. En su sede principal en San Francisco, Estados Unidos, los empleados incorporan colecciones de arte y antigüedades traídas de sus casas a la decoración del área de trabajo. Además, el almuerzo y la cena se sirven en una gran mesa para que los trabajadores se sientan como en casa. Esto convierte la oficina en un ambiente muy informal, ecléctico y hogareño. No se podría esperar menos de la red social de ideas y diseño por excelencia.

 

Mobiliario flexible.

 

El mobiliario de estos espacios es una de las características de las nuevas oficinas que hacen sentir a sus colaboradores como en casa. Atrás quedaron las sillas idénticas: ahora las oficinas cuentan con una amplia variedad de muebles, diseños y colores que se ajustan ergonómicamente a las actividades.

 

El colaborador puede atender una llamada de pie mientras toma té en mesones altos, luego recostarse en los pufs para una reunión informal con sus colegas, y posteriormente sentarse frente a su computador dentro de una burbuja y trabajar de manera individual.

 

Un espacio para cada momento del día: más que una oficina, un ecosistema de espacios.

 

Si hay algo que desde un principio caracteriza las oficinas de las empresas de tecnología es la capacidad para adaptar sus espacios a sus necesidades y a las de sus colaboradores. Ahora se prefieren las oficinas con distintos ambientes, pensadas para que sus trabajadores se sientan a gusto y disfruten sus actividades diarias en un ecosistema de espacios que da para todo.

 

Salas de juego, gimnasios, restaurantes con los mejores platos, panaderías, cafés, jardines y otras áreas verdes son algunos de los espacios que ofrecen grandes oficinas de empresas como Facebook, Amazon, Ebay o Google. Son especies de clubes de los que definitivamente los colaboradores no quieren, y no necesitan, salir.

 

Las startups que comenzaron en humildes garajes ahora poseen espacios gigantes, como las oficinas centrales de Facebook en Menlo Park, California, un espacio que acaba de ser elegido como el lugar más deseable para trabajar de 2018 por la consultora Glassdoor.

 

Espacios abiertos con mesones largos y pizarrones amplios, donde no hay puestos fijos y se trabaja de manera colaborativa, pero en donde al mismo tiempo se puede obtener mayor privacidad en áreas diseñadas para concentrarse en un trabajo individual: así son las oficinas que prefieren los colaboradores. Oficinas dispuestas para satisfacer las diversas necesidades o actividades en cualquier momento del día.

 

Ya se superó el diseño unificado de escritorios de aspecto serio y formal y un solo ambiente en cuatro paredes para toda una larga jornada laboral. Hoy las empresas destacan no solo por sus productos y servicios, sino también por el buen diseño de su lugar de trabajo y por su cuidado por la felicidad y el bienestar de sus colaboradores.

 

Esto se logra en parte gracias al buen trabajo de los arquitectos que diseñan los espacios y resaltan los valores, la visión y la cultura de las empresas. “Son espacios diseñados para cambiar la forma de pensar”, comenta para la revista Bussines Insider John Tenanes, quien supervisa los edificios de Facebook como su director inmobiliario.

 

Para Lauren Geremia, diseñadora de interiores de San Francisco, galardonada con diferentes premios gracias al diseño de las oficinas de Instagram, Dropbox y otras empresas de Silicon Valley, crear el interior de una oficina de una marca significa interpretar y expresar la cultura de la empresa con objetos de arte, muebles, sistemas iluminación y técnicas arquitectónicas. Esa pasión por expresar la cultura de la empresa en sus espacios de trabajo ha sido una de las principales influencias de estas compañías sobre el diseño de oficinas y sobre las generaciones que ocupan los puestos de trabajo de hoy.

 

Espacios flexibles, mobiliario adaptable, espacios de trabajo colaborativo e individual, zonas de descanso y relajación, diseños originales y todo lo que necesita una persona para trabajar como si estuviese en casa: estos son algunos de los elementos de la oficina moderna que han surgido gracias a la influencia de las que algún día fueron startups.

Compartir: